La Gobernación de Cundinamarca y la Alcaldía de Soacha, a través de sus respectivas secretarías de Movilidad garantizan los recursos económicos para el proyecto que impactará de manera positiva el territorio local, correspondiente a la fase II y III de Transmilenio.

El costo aproximado es de 615.000 millones de pesos que, finalizadas las negociaciones adelantadas por el equipo del Gobierno Municipal con sus contrapartes de la Nación y el departamento, se establece así: el 15 por ciento dado por Soacha, equivale a 91.500 millones de pesos.

Por su parte, la Gobernación de Cundinamarca ya tiene destinado el presupuesto de inversión para esta obra, correspondiente al 15 por ciento del valor total del proyecto.

Se espera que en los próximos días se oficialice el aporte de la Nación, por medio del documento CONPES, el cual respalda el compromiso de cofinanciación y la puesta en marcha del proyecto con sus respectivas inversiones y tiempos de ejecución.

La expansión de este sistema masivo de transporte ampliará la economía urbana de Soacha y la creación de nuevas fuentes de con la que se promoverá el bienestar social de la comunidad del municipio, mejorando su calidad de vida.